Marc Martínez lleva a cabo un desconcierto de presentación de su nuevo trabajo discográfico bajo el seudónimo de Mal Martínez.

Un cantactor protesta absolutamente des-actualizado, donde presumiblemente tocará las canciones de siempre con la ayuda de su guitarra cadete.

81 minutos de lo que se podría definir como comedia piromusical o una propuesta tipo paramount tragedy que une música y teatro a pelo

.